Saltar al menú principal
Saltar al contenido

La búsqueda en la Biblioteca Digital del Patrimonio Iberoamericano y en la Biblioteca Digital Hispánica al alcance de un clic

30/10/2018
API de búsqueda en BDH y BDPI

¿Te imaginas poder visualizar los documentos digitalizados de una biblioteca en cualquier sitio web? Esta posibilidad, que en principio podría parecernos inverosímil, se ha convertido en una realidad de la que puede beneficiarse todo usuario que quiera explorar nuevas formas de búsqueda de la información. Y es que, a partir de hoy será más fácil encontrar los recursos de BDH y BDPI desde cualquier plataforma de búsqueda (ej.: un catálogo de una biblioteca digital).

Siguiendo unas sencillas instrucciones, cualquier plataforma web podrá instalarse sendas aplicaciones API que permitirán que cualquier búsqueda lanzada por un usuario se lance contra la interfaz de BDH y/o de BDPI, ofreciendo sus resultados a la distancia de un único clic. Si bien en BDH esta funcionalidad no existía hasta ahora, en BDPI ya existía una primera versión de 2012. En este último caso se ha simplificado y mejorado sus prestaciones, de manera que podrá utilizarse en cualquier página web independientemente del grado de la tecnología utilizada, y sin necesidad de grandes conocimientos en programación.

Estos desarrollos suponen ventajas tanto para el usuario, como para las plataformas de BDH y BDPI. Por su parte el usuario podrá saber a priori si las colecciones digitales presentes en BDH o en BDPI satisfacen necesidades de información que pudiera tener, sin necesidad de consultar tres plataformas independientes. En lo que respecta a los portales de BDH, BDPI, gracias a la instalación de estos API, se verán multiplicados sus accesos debido a que esta funcionalidad promoverá el uso y presencia de las colecciones a las que dan acceso sendos proyectos.

 

“Esto está muy bien”, pero, ¿qué es una API?

Si tomamos como referencia la definición dada por la Digital Public Library of America, un API (Application Programming Interface) está compuesta por un conjunto de métodos definidos que alguien puede usar para comunicarse con un sistema de software, y obtener respuestas de manera que un ordenador (y, con un poco de práctica, un humano) pueda entender.

 

Versiones del API

Hasta ahora, la versión del API de BDPI publicada en 2012, podía presentar imitaciones técnicas que podían llegar a dificultar su implementación en una página web.
Con esta actualización se simplifica drásticamente la instalación del API, abriendo las puertas de lo que, hoy día, es un importante punto de consulta en el ámbito del patrimonio digital iberoamericano que cuenta con más de trescientos mil registros de objetos digitales pertenecientes a dieciséis bibliotecas iberoamericanas (entre ellas 15 bibliotecas nacionales).

El API cuenta con dos versiones fácilmente configurables sin necesidad de que los programadores tengan que acceder de manera nativa a los datos:

 

API

 

Las dos APIs cuentan con una sencilla pero detallada guía de instalación para el usuario. Ha de tenerse en cuenta que para la versión en jQuery bastarán unos conocimientos mínimos en HTML, mientras que para la segunda versión se precisarán algunos conocimientos en lenguaje PHP.

Ambas versiones, en definitiva, lo que buscan es facilitar el descubrimiento, la investigación y el aprendizaje, facilitando al usuario final la recuperación de fuentes contrastadas en el entorno digital. Un entorno en el que las plataformas de búsqueda se multiplican día a día, y en el que una única plataforma, por sí sola, no es capaz de satisfacer todas las expectativas y necesidades informativas del usuario.